ALMACENAMIENTO Y UTILIZACIÓN DE LAS PLANCHAS TIPOGRÁFICAS

Las planchas de impresión tipográfica al agua, que están listas para la impresión son higroscópicas, esto significa que la capa de relieve se seca fácilmente y también, puede absorber agua del aire si la humedad es alta, cuando las planchas de base poliéster se secan, se curvan y pueden llegar a ser extremadamente rígidas. En cuanto a planchas de base de acero, se pueden curvar hacia arriba por los extremos, por el lado del relieve.

Montar la plancha sobre el cilindro se convertirá en algo bastante difícil, particularmente en las planchas de base poliéster, si el grado de humedad de la plancha no es el adecuado, pudiendose provocar incluso la rotura, si la plancha ha perdido en exceso la humedad. Las planchas terminadas deben ser almacenadas a una temperatura ambiente que no supere los 25° C (77° F) y una humedad relativa de 50% a 60%.

Es particularmente importante, para las planchas terminadas, que se envasen en bolsas de plástico de cierre hermético, idealmente de color negro, si las planchas se secaron de manera significativa y están rígidas y quebradizas, para volver a utlizarlas, se deben poner en agua tibia a 25- 30° C (77 a 86° F) durante unos 5 minutos y luego secar durante 10 minutos a 60° C (140° F).

Es aconsejable, aunque no imprescindible, almacenar las planchas de base poliéster, después de su uso, enrolladas en la dirección del cilindro de impresión, en una bolsa de plástico sellada.

Támbien puedes ver: Manipulado y conservación de planchas flexográficas